Publicidad en dispositivos móviles

En tiempos en los que la inversión publicitaria decrece en casi todos los medios, aparece una “lucecita” al final del túnel que nos llama desde lejos. Esta “luz” son los dispositivos móviles, un campo en el que nos queda aún mucho camino por explorar. Esto son palabras mayores, dada la gran saturación publicitaria que podemos encontrar en la mayoría de medios y que tanto desagrada al público. Pero, esta “gallina de los huevos de oro” todavía no ha sufrido el “boom” publicitario que se espera.

publimovil-300x225

La inversión publicitaria digital en móviles ha experimentado un aumento del 61% en tan solo un año. Estos parecen números muy positivos, pero tan solo estamos hablando del 1’8% en 2011, al 2’9% en 2012. El otro gran 97% de la inversión en publicidad digital sigue encontrándose en Internet, según un informe del IAB. Estos datos tienen aún menos sentido al saber que España lidera el uso de Smartphones en toda Europa, el 55,2% de españoles ya apuestan por estos terminales.

La publicidad en dispositivos móviles tiene grandes ventajas, como la gran segmentación del público, o la geolocalización. Además, por gracia o por desgracia, cada día vivimos más pegados a nuestro teléfono, lo que permite a los anunciantes llegar a su público durante las 24 horas del día. Se ha roto la barrera del poco tiempo de exposición que se da en otros medios, como la televisión y la radio, por no hablar de la prensa o el cine.

Es posible que el problema esté hasta ahora en la forma de los anuncios, pero el teléfono móvil nos permite explorar diferentes formatos, como los widgets o el advergaming, para intentar impactar a la audiencia de una manera diferente y eficaz. Aunque, un verdadero problema por resolver es la escasa capacidad para ser medido, ya que todavía no está muy claro el análisis de las campañas y su repercusión. Lo que hace que el entendimiento entre agencias, clientes y proveedores sea más difícil.

Además, según un nuevo estudio de Cisco sabemos que Internet se ha convertido en la mayor influencia a la hora de que el consumidor tome una decisión de compra. Tanto que, el 78% de los compradores se ayudan de Internet para comprar o buscar información sobre productos y servicios. El 29% de ellos van a la tienda a realizar una compra después de haber realizado búsquedas en su dispositivo móvil. Estos datos también abren posibilidades como tiendas webs o apps de compra directa, las cuales facilitan mucho el modo de compra y acercan la empresa al usuario.

Los dispositivos móviles ya son parte de la vida cotidiana de cualquier persona, y cada día los usuarios tienen mayor conocimiento y experiencia de uso. Éstos buscan la comodidad y ahorrar tiempo, además de una buena forma de entretenimiento al alcance de su mano, nunca mejor dicho. Por ello, la publicidad, como ha hecho anteriormente con todos los medios, no debe dejar escapar este nuevo camino que parece no tener fin, sino todo lo contrario, no ha hecho nada más que empezar.

Fuentes:

www.puromarketing.com

www.iabspain.net

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *