Te cambio mi arte por lo que tú quieras

imageEl pasado viernes se celebró en la Parking Gallery de Alicante el evento ‘Change Art’ organizado por la empresa de gestión cultural CMASD 21. Una iniciativa pionera en España que se basa en el trueque, o el concepto de ‘coleccionismo democrático’, que consistió en que el público tuviera la libertad de proponer al artista aquello que se le ocurriera a cambio de su obra.

Un implante dental, un viaje de una semana en caravana por Tenerife, una escapada a un hotel de lujo o asesoramiento judicial durante un año son algunas propuestas que los asistentes a la exposición realizaron con un post-it a los artistas.

Cualquier persona pudo participar. Tan sólo tenían que inscribirse antes de entrar y aportar dos euros a cambio de un taco de post-it y un lápiz. El proyecto ha tenido gran acogida desde que iniciaron la promoción. Se presentaron más de 100 participantes y se seleccionaron 25 obras de diferentes técnicas. Los creadores provienen de toda España y hay piezas de fotografía, de pintura, de dibujo y de escultura.

Jaime Pérez, el copropietario de la galería, explicó que los artistas han sido muy generosos y valientes ya que presentaron al concurso unas obras de mucha calidad, cuyos valores oscilarían entre los 100 y 1500 euros en el mercado, sin saber a priori cuál iba a ser el premio con el que iban a ser recompensados. A los artistas les encantó la idea y agradecieron que se hicieran cosas de este tipo en Alicante, ya que ha servido para dar difusión. Además, explicaron que tenían cierta curiosidad por saber por dónde iba a salir la gente a la hora de ofrecer, pero también con cierta presión por si cuando terminara la jornada encontraran su tablón vacío.

De entre todas las opciones ofrecidas por el público escoger una de ellas, o ninguna, ha sido decisión del propio artista y la entidad tan solo ha realizado una labor mediadora. La organización explicó que los artistas tenían que estar dispuestos a intercambiar pero también el público a ofrecer cosas dignas por el trabajo que han realizado.

Aunque ya no haya posibilidades de participar en el Change Art, sí que es posible visitar la Parking Gallery (calle Bailén, 15, de Alicante) para ver las obras. Las cuales, permanecerán en exposición hasta el 21 de junio. Esperemos que con el éxito que ha tenido esta convocatoria, volvamos a ver en Alicante otro evento como estos.

Fuentes:
http://parkinggallery.blogspot.com.es/2013/05/change-art-alicante-2552013.html
http://www.diarioinformacion.com/cultura/2013/05/24/obra-arte-implante-dental/1377192.html
http://www.europapress.es/comunitat-valenciana/noticia-galeria-arte-alicante-propone-adquirir-obras-intercambios-no-comerciales-artistas-20130507130858.html

 

 

“Post-it War”

Empieza el verano, y nos acordamos de una divertida “guerra” que empezó en julio del año pasado en una empresa francesa, la “Post-it war”.

La primera empresa en crear personajes con post-it fue la empresa de videojuegos Ubisoft, que dibujó las criaturas del videojuego Space Invaders en su fachada. Unos días más tarde, los empleados de la empresa vecina, el banco BNP, decidieron replicar y dibujaron el cañón de este mismo videojuego que sirve para destruir a las criaturas. Así se declaró la primera guerra de Post-it.

Poco a poco se unieron empresas de otras ciudades y de otros países. Personajes de videojuegos como los famosos Mario o Packman, o personajes de cómics, como Tintín, Obelix y Asterix fueron pegados en las paredes, creando obras gigantescas.

¿Esta lúdica guerra reduce la productividad de los empleados? No lo creemos, ayuda en crear una atmosfera amistosa no sólo internamente, sino también en las empresas participantes. Los trabajadores conocen mejor a sus compañeros y participan de una actividad extra profesional divertida, lo que favorece también la producción de nuevas ideas. Para ciertos periódicos, la “Post-it war” podría ser una buena herramienta de medida para el buen ambiente en una empresa.

El fenómeno ya ha perdido importancia, pero existe una página en Facebook con más de 59.000 fans.

La sociedad 3M, fabricante de los Post-it, no utilizó la guerra para intentar promover su producto. Pero este proyecto dio la idea para muchos más, es lo que lograron hacer 25 animadores de Sao Paulo para la Galería Melissa y el lanzamiento de la colección “Melissa Power of Love“. Utilizando 350.000 papelitos crearon una animación en stop motion impresionante.

Con tan poco se pueden conseguir cosas grandes. Post-it war, Post-it y Stop motion; y vosotros, ¿tenéis ideas para crear nuevas formas de “Post-it art”?