WhatsApp blinda los mensajes con su nuevo sistema de encriptado

WhatsApp es desde hoy una aplicación más segura. Los responsables de este servicio de mensajería instantánea han dado a conocer que, gracias a su última actualización, todos los mensajes que a partir de ahora los usuarios envíen a través de la app pasarán a estar completamente encriptados.

whatsapp_seguridad

La novedad de este cifrado “punto a punto” radica en que no sólo están protegidos los mensajes, sino que también están “escoltadas” las llamadas de voz, los archivos multimedia y los chats de grupos. Así lo manifestaban Jan y Brian, fundadores de WhatsApp, en el último comunicado que ha emitido la compañía norteamericana en su blog oficial:

“Desde ahora cuando tú y tus contactos uséis la última versión de la app, cada llamada, cada mensaje, foto, vídeo, archivo y mensaje de voz que enviéis estarán encriptados punto a punto por defecto, incluyendo los chats de grupos”.

El mecanismo es muy sencillo. Cuando se envía un mensaje, la única persona o personas que pueden leerlo es aquella que lo envía y aquella que lo recibe. Nadie puede ver el interior de ese mensaje. “Ni los delincuentes informáticos, ni los piratas informáticos. Ni los regímenes opresivos”, asegura Whatsapp.

Gracias a esta medida ningún tercero podrá acceder a las conversaciones, ni siquiera los propios creadores de WhatsApp (en teoría).

WhatsApp-y-Gmail-futuro

El único requisito para que las conversaciones estén encriptadas es disponer en el smartphone de la última actualización de la aplicación, que desde este preciso momento comienza a estar disponible tanto para dispositivos iOS como Android. Una vez actualizada, la app indica al usuario con un mensaje que sus conversaciones, así como sus llamadas ya están encriptadas.

img_agarcial_20160406-131753_imagenes_lv_otras_fuentes_cifrado_whatsapp-kVQF--572x238@LaVanguardia-Web

Con esta modificación, la aplicación por excelencia en el mundo occidental para intercambiar mensajes a través del móvil sigue los pasos de otros servicios, como Telegram, que desde hace ya dos años dispone de un sistema de cifrado para los mensajes.

¿Cómo consume España las redes sociales?

redes socialesTodos los años, hacia el mes de marzo, la agencia internacional We Are Social saca a la luz un importante estudio en el que analiza el uso de internet y las redes sociales en un total de 30 países, por supuesto España se encuentra entre las naciones examinadas.

El planeta que habitamos tiene una población total de 7.200 millones de habitantes. Según el citado estudio, de toda la población mundial casi la mitad, concretamente 3010 millones de personas, tienen acceso a internet y 2078 utilizan a diario las redes sociales -1.684 lo hacen desde dispositivos móviles-.

Por su parte, España es uno de los países donde más personas acceden a las redes sociales. De los 35,7 millones de internautas que hay en nuestro territorio, 22 utilizan e interactúan cotidianamente con las nuevas fórmulas de comunicación social. Si desgranamos cuáles son las redes sociales que más se consumen, observamos que Whatsapp es la más utilizada, seguida por Facebook, que está por delante de Twitter e Instagram.

redes socialesSegún un estudio realizado por la Universidad Internacional de Valencia (VIU), los españoles invertimos de media 2 horas diarias en el uso de Redes Sociales lo que sitúa la tasa de penetración de estos canales de comunicación en una de las más altas a nivel mundial.

Igualmente, la tasa de penetración en los dispositivos móviles también es de las más altas del mundo en nuestro país, con un total de 50’3 millones de usuarios (el doble que la media internacional).

Cabe destacar que, las tareas en las que más tiempo gastamos los españoles a la hora de utilizar nuestros móviles inteligentes son: acceso a servicios de mensajería instantánea (51%), consulta de mapas (39%) y consumo de vídeos (38%).

redes socialesLo cierto es que internet se ha convertido en un elemento esencial en nuestras vidas y, según los expertos en tecnología, nuestra sociedad se dirige hacia el llamado “Internet de las cosas”, un concepto que nació en el Instituto Tecnológico de Massachusetts en el año 2009. Esta concepción plantea una revolución en las relaciones entre los objetos y las personas, que tiene como objetivo facilitar la vida de los humanos mediante la tecnología.

¿Te imaginas un frigorífico que te avise de la fecha de caducidad de los alimentos que contiene dentro, o que los inodoros analicen tu orina y te recomienden la dieta alimentaria que más te conviene seguir? Estas son simplemente algunas de las posibles aplicaciones de lo que se conoce como el “Internet de las cosas”.

Juan Manuel Sánchez Cañestro.

El universo Social Media en 2016

Click here to read the article in English

El panorama de las redes sociales se ve afectado continuamente, ya sea por la aparición de nuevas plataformas de Social Media o por la renovación de las ya existentes. Los intereses varían con el tiempo, lo que repercute directamente en el uso de una red u otra.

Este año, las redes sociales que copaban los primeros puestos en número de usuarios seguirán conservando su tráfico y se espera que cosechen un notable crecimiento. Facebook se mantiene otra vez en la primera posición del ranking, quedando por detrás Instagram, Twitter y Pinterest, en última posición.

socialmediaComo vemos, a los usuarios les supone un esfuerzo enorme abandonar una plataforma social que se ha instaurado como favorita a lo largo del tiempo. Resulta necesaria una propuesta de valor con carácter y atractiva para motivar al usuario a la participación. Últimamente supone un mayor esfuerzo diferenciarse en el mercado de las redes sociales, de ahí que las nuevas plataformas que aparecen no consigan el éxito esperado y tengan una dura competencia con las redes más veteranas.

Os dejamos con una interesante infografía que muestra una comparativa del crecimiento (número de usuarios) de las plataformas sociales entre 2015 y 2016, que resume lo citado anteriormente.

Captura de pantalla 2016-01-11 a las 14.07.22

Guillermo Pérez Armenteros.

Read the article in English

The Social Media Universe in 2016

The landscape of social networks is continuously affected by the emergence of new social media platforms or by the renovation of existing platforms. The user’s personal interests change over time and affect their use of social networks directly.

This year, the user’s number one networks were able to maintain their traffic and it is to be expected that they will keep growing. Facebook was able to maintain again its number one position in the ranking leaving behind Instagram, Twitter and Pinterest.

As we can see, it is very difficult for most users to leave an already established platform. An attractive and characteristic value proposition turns out to be necessary to motivate users to participate. Lately, it has become more difficult for social networks to differentiate themselves in the market and this is why new emerging platforms hardly achieve their objectives and have to deal with the fierce competition of existing networks.

Guillermo Pérez Armenteros and Andre Paul

Compartir en vez de poseer

La comunicación social ha cambiado de forma radical en los últimos 10 años. Las nuevas tecnologías y las redes sociales han revolucionado la forma de conversar y relacionarse introduciendo un concepto en torno al que gira todo: la interacción. Esta revolución en la comunicación, equiparable a la que supuso la invención de la imprenta en el siglo XV, ha consolidado la tendencia a que la información se distribuya de forma multidireccional. Atrás quedaron los tiempos de la aguja hipodérmica, el público ha dejado de ser una masa inerte para convertirse en protagonista de la información que consume y crea.

economia-colaborativa-874x492Al mismo tiempo que las nuevas tecnologías propiciaban el paso de la comunicación 1.0 a la 3.0, la sociedad demanda y trabaja para conseguir una democratización de la información. Las personas han experimentado un gran crecimiento de su espíritu crítico y, no sólo se quejan de las cosas que no les gustan, sino que también se ocupan de que sus quejas sean escuchadas a través de todos los medios que tienen a su alcance. Y como telón de fondo de todo esto se encuentra ese gran “monstruo” que ha servido para revelar muchas incongruencias del actual sistema: la crisis económica.

La actual situación financiera ha dejado una consecuencia social muy importante: el espíritu consumista se ha retraído y, ocupando el “vacío” que ha dejado, se han desarrollado nuevas formas de intercambio de productos y servicios que se sirven del ecosistema digital para establecer redes de contacto, que ponen de manifiesto que no es necesario “gastar dinero” para conseguir cosas.

En este contexto, toda empresa, organización o marca se ve obligada a asumir estas tendencias crecientes y adaptar sus planes y estrategias de mercado a un público dinámico, activo y crítico; y a una sociedad en constante cambio y con cada vez más demandas.

La tendencia del intercambio es hoy en día una realidad, cada vez son más los consumidores que intercambian servicios o favores que se amplían a todo tipo de áreas como la hospitalidad, la educación, el turismo o el transporte. Las plataformas de intercambio o consumo colaborativo han crecido en los últimos años a velocidad de vértigo. A continuación desgranamos algunos de estos medios:

Air Bed and Breakfast, una página web social desde la que alquilar habitaciones en casas de particulares a precios asequibles y en el que tanto los consumidores como los dueños de las casas comparten e intercambian experiencias.

A pesar de la crisis económica global, los consumidores siguen teniendo ganas de viajar. Son numerosas las fórmulas para desplazarse y conocer otros lugares, y una manera asequible para navegar por el mundo es intercambiar la casa con otras personas que deseen conocer la zona de residencia del usuario. Esta práctica goza hoy en día de una excelente salud, gracias a los sitios web que propician las permutas.

Encontramos otro ejemplo en la red social Couchsurfing, que se constituye como organización sin ánimo de lucro conectando a personas que quieren conocer otras ciudades y países. Ofrece una cama o un sofá donde alojarse de forma gratuita. La plataforma dispone de un sistema de verificación de identidad y recomendaciones de otros usuarios para añadir confianza antes de aceptar a una persona en casa.

Otros ejemplos de consumo colaborativo:

Thredup: red social de intercambio de ropa infantil.

Amovens o BlaBlaCar: plataformas web con redes sociales para compartir y alquilar coches entre particulares.

Compartoplato: app que facilita el trueque de comida, su slogan “comparte tu cocina con tu vecindario; reduce desperdicios y conoce gente nueva”.

Juan Manuel Sánchez Cañestro.