Periodismo ciudadano, un fenómeno que continúa al alza

Click here to read the article in English
En los últimos años, la evolución de los medios de comunicación en internet ha motivado un enorme interés por parte de académicos y profesionales de la comunicación, prueba de ello es toda la bibliografía sobre ciberperiodismo que se ha escrito durante la última década.

A principios de los años 90, el uso y manejo de internet empezó a generalizarse y se expandió a través de los países desarrollados, a la vez que también florecía el proceso de convergencia digital; la fusión de la informática y las telecomunicaciones con los medios de comunicación. Se va fraguando de este modo, a lo largo de los últimos diez años, un cambio en el ejercicio del periodismo, tanto en la organización del trabajo  -producción y distribución- como en su consumo. Así, gracias a estos avances tecnológicos surgen nuevos géneros ciberperiodísticos.

3256859352_cf35412c5f_zDel mismo modo, el desarrollo de las tecnologías digitales de la comunicación ha posibilitado la implantación masiva de redes de información en gran parte de la población. A su vez, esta evolución ha permitido extender el tratamiento de la información a todos los ámbitos de la ciudadanía y ha favorecido la participación y la interactividad entre la comunidad.  

En este sentido, la penetración de las tecnologías de la información en lo cotidiano ha propiciado la aparición del denominado Citizen Journalism en el mundo anglosajón, importado al idioma español como periodismo ciudadano. Algunos ejemplos de periodismo ciudadano en España son: Bottup, Periodismo Ciudadano y Cibercorresponsales.

La novedad que aporta este fenómeno reside en el hecho de que cualquier individuo con unas facultades tecnológicas básicas tiene ahora los recursos para producir material informativo, pero también para editarlo y montarlo. Además, los usuarios pueden trasladar las piezas informativas desde ámbitos como los propios hogares o los puestos de trabajo.

Los cambios que el ejercicio del periodismo ha experimentado están teniendo repercusiones importantes en el modelo de negocio de los medios de comunicación   -por las inversiones en digitalización, tecnología e infraestructuras de redes requeridas y por el reto que supone a modelos económicos tradicionales como el de la prensa- y también en el ejercicio periodístico como profesión.

En este sentido, internet se desmarca como un medio perfecto para colaborar y compartir, prueba de ello es el nacimiento de numerosas redes sociales que se organizan como instrumentos de participación ciudadana, para dar voz a las minorías y que éstas tengan la posibilidad de hacerse oír ante una audiencia global.

Featured-Image4

En conclusión, las nuevas tecnologías digitales han supuesto una auténtica revolución para la profesión periodística. Las transformaciones que están teniendo lugar en el ámbito de la comunicación están continuamente redefiniendo las formas de producción y los modelos de negocio de los medios. Nos encontramos en un perpetuo proceso de cambio, donde los pilares del periodismo tradicional se están tambaleando.

Juan Manuel Sánchez Cañestro.

Read the article in English

Citizen journalism, a phenomenon that keeps on growing
In recent years, the evolution of communication media in internet has raised great interest on the part of academics and communication professionals. All articles published about digital journalism during the last decade serve as evidence for this fact.
At the beginning of the 90s, the use of internet became more common and started to spread across the developed countries, while digital convergence – the fusion of computer science and telecommunications with the communication media – was flourishing as well. Therefore, a change in the exercise of journalism is taking place during the last ten years, both in work organization (production and distribution) and in the way of consuming. Thanks to these technological advances, new types of digital journalism emerge.

In the same way, the development of digital communication technologies has enabled the massive implementation of information networks amongst big parts of the population. At the same time, this evolution permitted everybody to handle information and it encouraged them to participate and interact within the community.
In this regard, the information technologies entering the everyday life favored the appearance of the so called citizen journalism in the Anglo-Saxon world and have been transferred into Spanish as periodismo ciudadano. A few examples of citizen journalism in Spain are: Bottup, Periodismo Ciudadano y Cibercorresponsales.
This phenomenon causes certain changes for the fact that now every person with basic technological skills is capable of creating information material, but editing and presenting it as well. Furthermore, users can relocate pieces of information from places like their own homes or their workplaces.
Changes in the exercise of journalism are affecting the business model of communication media in an important way and the journalistic professions as well, because of inversions in digitalization, technology, network infrastructure and as well because of the challenge for traditional economic models like press.
For that matter, the internet stands out as the perfect medium to collaborate and share contents; this is demonstrated by the emergence of many social networks that are organized as instruments of public participation giving a voice to minorities, so that they can be heard by a global audience.

In conclusion, new digital technologies mark a revolution to professional journalism. Transformations in the field of communication are continuously redefining media production and business models. We are witnessing a perpetual process of change where the pillars of traditional journalism are swaying.

Juan Manuel Sánchez Cañestro and Andre Paul

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *